10
Jul

Teresa Sapey y Francesca Heathcote llenan la terraza de Cibeles de color y creatividad

Como broche de oro a las cuatro sesiones inaugurales del Ático de NAN, Teresa Sapey y Francesca Heathcote han divertido a los asistentes con sus proyectos cargados de vitalidad y funcionalidad dinámica. Madre e hija, mismo estudio, socias, dos generaciones… Las arquitectas han llenado la terraza de Cibeles de colores este 9 de julio acercando al público sus alegres, divertidos y originales encargos, espacios únicos con especial elegancia que dotan de alocada magia e ilusión. Teresa Sapey ha comenzado su intervención explicando que su estudio se dedica “a la estética, al diseño, pero siempre con una vuelta de tuerca. Al diseño a medida, con humor, ironía y con un discurso comercial detrás”. Por su parte, Francesca Heathcote ha puntualizado que se trata de “una forma de entender el espacio muy afín a todas las marcas con las que trabajamos, les ayudamos a transformar su branding en algo que se traduzca a nivel espacial y arquitectónico, es valor absoluto”.

Las arquitectas han partido su charla de cinco colores principales, más genéricos —azul, verde, amarillo, blanco y rojo—, y han explicado cómo utilizan el color y, sobre todo, cómo diferentes tonos y combinaciones de colores pueden aportar emociones diferentes.

El azul ha sido el color elegido para romper el hielo, “lo encontramos desde siempre en la naturaleza, en el mar, en el cielo, es un color que pertenece al planeta tierra” ha indicado Heathcote. “Es un color líquido, etéreo, te abre al infinito, mirar al azul es mirar algo que no hay, sin límites” añadió Sapey. En el caso de Room Mate Bruno, en Rotterdam, el azul está presente en los pasillos y habitaciones. En su interior, como si de un oasis en medio del desierto se tratase, un impactante árbol naranja se alza en mitad de un jardín congelado de un azul intenso. Por su parte, si nos fijamos en nhow Marseille Hotel, los colores que se eligieron tienen un gran impacto en la zona, potenciando el alma mediterránea del hotel. Amarillo, naranja, rojo y azul conviven en este espacio creado para divertir las vacaciones de sus huéspedes. Los lavabos tienen forma de jabón de Marsella y sus suelos, que van de azules al verde esmeralda, son fiel reflejo de los colores del mar.

En lo que se refiere al verde, Heathcote ha manifestado que le recuerda a “naturaleza, sostenibilidad, salud, esperanza, es un color que da tranquilidad, aunque depende del tono que se utilice puede transmitir ansiedad, por ejemplo, un verde muy ácido”. Lo encontramos en proyectos como el Hotel intercontinental Índigo o el Petit Palace de Santa Bárbara, ambos en Madrid, donde la vegetación cobra protagonismo. En el caso del segundo de ellos, “todas las fachadas que dan al patio interior tienen una gráfica diseñada por nosotros en unos tonos verdosos turquesas”.

Seguidamente, se ha indagado en el color amarillo, poniendo como ejemplo el aparcamiento del Hotel Silken Puerta América Madrid. Un sencillo código iconográfico sobre las paredes conduce al huésped por el garaje, los motivos son un dedo señalando la salida, gente que corre con un perro o una persona en una silla de ruedas, que se han hecho mezclando las palabras del poema Libertad de Paul Éluard.

El color blanco, por su parte, lo encontramos en un apartamento en Albert Court, en el suroeste de Londres, que destaca por piezas de diseño únicas y mucha luz natural. El proyecto implicó la conversión de dos apartamentos adyacentes en una residencia individual moderna y funcional dentro de un bloque de mansión del siglo XIX. Además, el blanco inunda Room Mate Pau, compuesto por 66 singulares habitaciones en las que el huésped se encontrará con un “agujereado” mobiliario como si de un queso gruyer se tratase.

“Es el color erótico, de la pasión, pero también de la guerra, de la sangre, de la muerte, tiene una dualidad muy potente. Es uno de los colores primarios con el que el ser humano comienza a pintar y a expresarse”, así ha definido Heathcote el rojo, el último de los colores de su intervención. Lo descubrimos en Vincci Capitol y, precisamente este 2020, en la sala VIP de la feria ARCO.

Leave a Reply